.:: OTROS RELATOS ::.

  "Sexo, drogas y diversión con nuestras compañeras del instituto (1)".

 

 Yo tenía 16 años y estaba en 1º de BUP, era un desastre en los estudios, estaba tripitiendo y este fué mi último año estudiando. Faltaba poco para que acabara el curso, aunque yo nunca lo llegué a empezar, porque casi no pisaba el instituto, y cuando lo hacía era para armar bulla y liarla en las clases. Con la mayoría de los compañeros de clase me llevaba bastante mal, solo tenía 5 o 6 colegas, y con chicas apenas hablaba.

 Un día un grupo de chavales de mi clase decidieron hacer una barbacoa para celebrar que el curso estaba acabando, sinceramente me sorprendió bastante que me invitaran porque con la mayoría de ellos me llevaba bastante mal. Bueno pues la cuestión es que les dije que vale, que de puta madre, ademas tambien irían mis otros colegas, y las barbacoas me molan.

 Total que llegó la noche de la barbacoa y salí de casa con mi vespino en dirección a la playa. En lo primero que me fijé es en el modelito que llevaban algunas de las tías, por aquellas fechas hacía ya bastante calor, así que iban con pantalones cortos ajustados, vestiditos, tops... vamos, ropa provocativa. Cinco de ellas estaban bastante buenorras, y las demás pues no estaban mal, eran bastante follables, en realidad no había ninguna que fuera fea del todo.

 No tardaron mucho en empezar a salir las chuletas y demás comida de las barbacoas, yo ya me había fumado 3 o 4 joints con mis otros colegas (nosotros eramos 4 en total) asi que ya os podeis imaginar el hambre que teníamos,por si alguien no lo sabe les diré que los joints dan mucho apetito. 

 Ya os comente que nosotros con los demás chavales nunca habíamos tenido mucho trato, pero en este caso, ya que se enrollaron invitándonos, pues estuvimos charlando con ellos de buen rollo, la verdad es que nos lo estábamos pasando bien, a pesar de que siempre habíamos opinado que esa peña eran unos tontos.

 Comenzamos a abrir botellas de whisky, ron y demás licores nada más terminar de cenar. La gente cada vez iba más alegre, además muchos de ellos se animaron a darle unas caladas a los porros, nunca lo habían probado así que menudos cebollones se pillaron, hubo una chavala que le dió un bajón y casi se desmaya.

 Sin duda los que peor íbamos eramos nosotros, o sea yo y mis otros tres colegas, mezclábamos los porros y el alcohol con tranquimazin, que son unas pastillas tranquilizantes que si las tomas con alcohol te hacen un efecto superguay, os lo recomiendo a todos, lo único chungo es que solo las venden bajo receta, así que hay que pillárselas a los yonkis.

 Una de las veces que fuí a mear a la orilla me crucé con tres de las chicas que había, las cabronas venían de mear, iban bastante borrachas y no paraban de reirse y de decir tonterías. Me quedé mirandolas, menudos culos tenían, y las tetas de una de ellas eran impresionantes. Me puse bastante cachondo,y aunque fuera totálmente colocado se me puso la polla superdura, me costó tela de trabajo poder mear.

 Al regresar a donde estaban todos, empezamos a hablar de lo buenas que estaban esas tías, hay que tener en cuenta que nunca las habíamos visto así vestidas, pues la mayoría se había quitado las camisetas y se habían quedado en bikini. Yo tenía la vista fija en las tetas de una de ellas, la tía de cara no valía mucho pero esas tetas que tenía me estaban trastornando la cabeza...sobre todo cuando se agachaba o se movía bruscamente me ponía a tope viendo como se le balanceaban.

 Pasó un rato y Francis (uno de mis colegas) me dijo que lo acompañara a mear, así que nos dirigimos a la orilla y cuando estaba meando pasa la chica de las tetas grandes por al lado nuestra, iba medio riéndose y le pregunté que pasaba y nos dijo que nada,que con el cachondeo una de las amigas le había tirado medio vaso de whisky encima y llevaba el bikini empapado así como parte de su vientre.

 A mi al verle la barriga mojada por el whisky y el bikini empapado se me cruzaron los cables... necesitaba meterle mano a esa tía como fuera, además yo iba a tope así que cogí y la agarre de la cintura mientras le contaba algo gracioso, no recuerdo lo que era, pero nos empezamos a reir y yo así como el que no quiere la cosa la agarré desde atrás por la cintura y subí mis manos hasta tocarle una de las tetas. Fátima, que así se llamaba, se dio cuenta pero no me dijo nada y seguimos con el cachondeo riéndonos y tal.

 En un momento dado Fatima nos dijo que nos esperaramos que iba a mear y ahora volvía. En ese trascurso de tiempo, Francis y yo empezamos a hablar entre nosotros de que había que follarse a esa guarra fuera como fuera, y en esto que coge mi colega y dice:

 - "Mira ahora cuando vuelva fíjate en lo que hago, voy a sacarme la polla y se la voy a restregar por el culo".

 Entonces empezamos a descojonarnos de risa y a decir todo tipo de locuras. Francis se bajó los pantalones por la mitad y empezó a revolcarse por la arena, yo me saqué tambien la polla y me puse a dar saltos y a hacer el loco mientras decía repetidamente "tefolloputatefolloputatefolloputa......."., procurando no dar muchos gritos porque tampoco era plan que la tía se enterara.

 Cuando venía hacia nosotros, escuchamos gritar a las demás chicas que se dirigían todas corriendo hacia el agua. Eso si que nos dejó flipando, las tías iban totálmente pedas y se iban a pegar un baño, así que Fátima se unió rápidamente a ellas, se quitó la minifalda que llevaba, se quedó en bikini y se metió en el agua.

 En estos momentos aparecieron en calzoncillos Sergio y Carlos,nuestros colegas, tambien iban a bañarse y no solo ellos, todo el mundo se estaba quitando la ropa para meterse en el agua, así que por supuesto hicimos lo mismo y a los dos minutos estábamos toda la peña en el agua, era increible, allí todos haciendo el loco cantando, gritando y tonteando con las chicas, rozándonos con ellas todo lo que podíamos, metiéndoles mano cada vez más descaradamente.

 Una de las veces que estaba buceando por debajo del agua me choqué con las piernas de una de las chicas, así que con mis manos las agarré haciendo que ella cayera hacia abajo y con medio cuerpo suyo debajo del agua empecé a meterle mano por las tetas, comprobando que sin duda debían ser las de Fátima. Ella no hacía nada simplemente se reía y cuando yo salí hacia la superficie comprobé que efectivamente era ella.

 Seguimos con el tonteo, ella me agarró y me empujó, yo caí en el agua pero después agarrándola de una pierna la traje hacia mí y cayó sobre mi cuerpo. Estaba de espaldas a mí y yo le sobé las tetas por encima del bikini, y con la otra mano me saqué la polla por encima de los calzoncillos. Era una situación supercaliente, notaba su culo (aunque aun estaba con el bikini) rozando con mi polla.

 Ella de pronto me agarró la mano para que dejara de meterle mano en las tetas pero yo sin querer hice un movimiento brusco y se le calló la parte de arriba del bikini. Nadie se dio cuenta porque la noche era muy oscura, todos excepto Francis, que fué muy hábil y cogió rápidamente el bikini y se lo guardó dentro de los calzoncillos. La chavala se sumergió en el agua para que no le viéramos las tetas, solo asomaba su cabeza, y nos pedía que por favor le devolviéramos el bikini.

 Yo me quité los calzoncillos y pegué mi cuerpo al suyo, mi colega hizo lo mismo pero por delante. Francis se puso a tocarle las tetas y yo para que ella no pudiera impedirlo le sujetaba los brazos. Mi colega se estaba pajeando mientras le tocaba las tetas, se las sobaba y comenzó a lamerlas.

 Yo le dije que ahora me tocaba a mí y fue él quien la sujetó y yo aproveché para quitarle la parte de abajo del bikini. Ella no paraba de rogarnos que la dejáramos en paz, gritaba pero nadie se daba cuenta. Me puse delante de ella y mientras la sujetaba Francis yo me deleité sobándole las tetas, chupándoselas, lamiendo esos pedazo de pezones que tenía.

 Mi polla rozaba con su coño, pero debido al estar en el agua y por el colocazo que llevaba no se me empalmaba lo suficiente como para metérsela y follármela.  Francis sin embargo lo intentó, y desde atrás de ella mientras le agarraba los brazos consiguió meterle la mitad de la polla, sin embargo al estar dentro del agua todo nos resultaba muy dificil.

 Entonces Francis me dijo que teníamos que irnos a otro lugar para poder follárnosla en condiciones, desde luego llevaba razón, así que disimuladamente poco a poco ibamos avanzando hacia la orilla, sin dejar de agarrar fuertemente a Fátima en ningún momento.

 Se puso a gritar demasiado, le tuvimos que tapar la boca, agarrarla fuertemente del cuello y ponerle las cosas claras:

 - "Mira zorra nosotros te vamos a follar quieras o no quieras, como se te ocurra gritar para pedir auxilio te juro que te pinchamos con una navaja, estamos muy calientes y nos da igual todo, vamos a follarte hija de la gran puta, ¡vamos a follarte bien follada!".

 Conseguimos salir del agua sin que nadie sospechara nada extraño y nos ocultamos detrás de unas dunas. Aquello era la gloria, la tumbamos en la arena y le metíamos mano por todo su cuerpo. Ella comenzó a llorar, mientras Francis la sujetaba yo me agaché y le chupé el coño. Menudo coño tenía la cabrona, totálmente depilado y con una raja enorme.

 La tía no paraba de llorar y comenzó a gritar, así que Francis le escupió en la cara y le pegó dos ostias. Por suerte entre la arena apareció una especie de cuerda de plástico y con ella le atamos los brazos a Fátima. Ahora ya no tenía que estar uno de nosotros sujetandole los brazos, así que mientras yo seguí chupándole el chocho, Francis le pasaba la polla por las tetas y por la cara.

 - "Chúpamela hija de puta!, venga guaaarrraaaaaaa!!!", le decía Francis a Fátima, pero como ella se negaba Francis le agarró una de las tetas con dos dedos y comenzó a darle un pellizco fuerte,diciéndole que como no abriera la boca iba a apretar cada vez más.

 Fátima gritó de dolor y por fin abrió toda su boca, así que mi colega se la comenzó a follar por la boca, sin dejar de soltar su teta por si acaso cerraba la boca pegarle un buen pellizco.

 Me la puso durísima ver como esa guarra se comía la polla de Francis, así que me levanté y me empecé a hacer una paja viendo como entraba y salía la polla de su boca.

 - "Francis, échate un poco para el lado que quiero disfrutar de las tetas de esta guarra", le dije, y me puse a estrujárselas y a mamárselas, mientras él estaba a punto de correrse en su boca. Fátima no paraba de llorar,  tenía los ojos llenos de lágrimas, y de pronto Francis comenzó a tirarle del pelo, a escupirle a la cara y a insultarla a gritos hasta que por fin le echó toda la corrida en la cara.

 Cuando apartó la polla de su cara yo le lancé dos buenos gapos en su rostro y le pegué un pellizco en una teta que la hizo gritar de dolor tanto que Francis tuvo que taparle la boca rápidamente, manchándose con su propio semen, cosa que causó un gran enfado en él :

 - "Cabrona de mierda, por taparte la boca me he manchado de leche, te vas a enterar de lo que es bueno, la noche no ha hecho más que empezar para tí".

 - "Oye Francis, a esta tia hay que taparle la boca con algo, porque en cualquier momento la puede escuchar alguien que salga del agua".

 - "Tienes razón, podemos intentarlo por ejemplo con una camiseta, doblándola y enrollándola alrededor de su cara y haciéndole un buen nudo".

 - "Ostia de puta madre, sujeta bien a esta guarra que voy donde están las ropas, vuelvo enseguida".

 - "Ok no tardes, y sobre todo procura que no te vea nadie".

 Me dirigí donde estaba la ropa y de pronto, escucho a alguien que me llama desde la orilla. Por suerte era Carlos, nuestro colega. Le hice gestos para que viniera él, y le conté todo. Se quedó alucinado, dijo que estábamos locos, además me dijo que una de las chicas y él se estaban enrollando y que seguramente se iría con ella en breve a un sitio más tranquilo para intentar follársela.

 El sitio ese tranquilo al que se refería me vino rápidamente a la cabeza : el taller de su padre, siempre lo ha utilizado como picadero.

 - "Oye Carlos, mira nosotros necesitamos llevar a la tia esa a otro lugar donde podamos hacer lo que nos salga de los cojones, y ese sitio ideal sería el taller de tu padre, podemos liar la grande allí los cuatro con estas dos putas, qué opinas?".

 - "Pero tío yo con la chavala esta voy de guay, me gusta, y vosotros lo que pretendéis es violarlas, y eso es algo muy chungo colega, se te está yendo demasiado la olla, podríamos tener problemas".

 - "Anda ya, no digas tonterías, estas putas no se atreverán a delatarnos, ya nos encargaremos de eso, les meteremos tanto miedo en el cuerpo que ni se les ocurrirá denunciarnos".

 - "Joder es que...".

 - "Carlos por favor, esta oportunidad no la podemos desperdiciar, ven un segundo que vas a fliparlo, acompáñame donde está Francis y la chica, venga vamos ven conmigo".

 Conseguí convencerlo, pero me dijo que antes se iba a echar un pelotazo, que estaba muerto de sed. Era un riesgo que nos vieran allí mucho tiempo pero bueno, le dije que ok que se echara el pelotazo pero rápido.

 Y allí estaba Francis, tumbado en el suelo con Fátima y dándole un morreo mientras le pajeaba el coño.

 - "Ya no hace falta ponerle nada en la boca a esta puta, parece que ha comprendido que esto va en serio, y ha dejado de llorar,creo que incluso está empezando a disfrutar la guarra esta", nos dijo.

 Carlos se quedó alucinado al ver como teníamos allí a esa chica totálmente desnuda y con ese par de tetazas.

 - "¿Qué te parece la zorra Carlos?", le dije.

 - "Ufff... pues que menudas tetas tiene..y vaya chochazo,depiladito...me encantan así".

 - "Jeje, entonces te la vas a follar con nosotros no? recogemos y nos vamos al taller de tu padre entonces?".

 - "Esto.... yo me la follaría pero es que he quedado con la otra y además...".

 - "Que sí tio! que a la otra tambien te la vas a follar! nos vamos a follar a estas dos putas todo lo que nos de la gana!! te lo he dicho antes, solo necesitamos un buen sitio,como el taller de tu viejo!".

 Se quedó pensativo durante unos instantes.

 - "Un momento", dijo Francis.

 - "Déjame un momento el vaso Carlos".

 Carlos le pasó el vaso de tubo y Francis comenzó a echarle el liquido por encima de las ingles y el coño.

 - "¿Has probado alguna vez un coño con sabor a whisky, Carlos? ven acércate, observa su coñazo de cerca y métele un lametón, es delicioso colega!".

 Animé a Carlos a que lo hiciera y comenzó a mamarle el coño, al principio despacito pero cada vez lo hacía con más ansia. Aproveché ese momento para volver a preguntarle si nos ibamos con las dos zorras al taller. Por suerte, esta vez contestó afirmativamente:

 - "Ok, pero venga nos tenemos que ir ya, esta gente van a salir del agua, como se enteren de algo la hemos cagado".

 - "Si, claro venga vamos a pegarnos el piro. Pero oye, entonces a la chavala esa la vas a avisar o no?".

 Justo en ese momento, una voz femenina pronunciaba su nombre, la chica había salido del agua y lo estaba buscando. Junto a ella venía nuestro otro colega, Sergio.

 - "Mírala ahí la tienes compi, venga vámonos, nos vemos en la puerta del garage, que espere el que llegue primero".

 

 El mago empalmado.              [LEER PARTE SIGUIENTE]

 

VIDEOS AMATEURS DE NOVIAS Y ESPOSAS INFIELES :

 

     

           Rocío de Sevilla        La zorra de Raquel       Recién casada y fo-        Mi mujer follada

                                                                          

                                                                        llada por desconocidos           por el culo

 

 

La web de los cornudos

Sólo para adultos

   [Añadir a favoritos]

   [Recomendar esta web]

   [Envíanos tus fotos]

 

Contactos reales :

Hola, soy una chica mor-

bosa de Barcelona y bus-

co chicos de entre 18-50

años para que me follen

en presencia de mi novio.

Contestamos a todos los

que envíen foto. Besos.

Busco chicos entre 30 y

55 años para follarnos

juntos a mi mujer, tiene

45 años y es muy puta.

Solo contesto a quien en-

víe su foto. Toda España.

Mujer 37 años busca

chico de cualquier edad

para trío con su marido.

Chicas y parejas por fa-

vor abstenerse. Andalucía.

Soy chica de 22 años y

mi novio quiere ver como

me lo monto con un chico

o con una pareja delante

de él. Imprescindible foto.

Qué tal, quiero conocer

chicas y parejas jóvenes

para pasarlo bien, yo 19

años, provincia de Madrid.

Soy educado, morboso y

paso de malos rollos.

[ VER + CONTACTOS ]